1946-1960, Los Primeros Años - Hermandad Sacramental de Sentencia y Maravillas Granada

Vaya al Contenido

Menu Principal:

1946-1960, Los Primeros Años

Hermandad
En 1946 se estrena el segundo palio que ha cobijado a María Stma. de las Maravillas, se sustituyeron entonces las bambalinas con forma por otras rectas de damasco burdeos bordadas al repostero, el característico palio de tipo “cajón” que ha perdurado hasta la actualidad en la estética de este paso. Ese año el paso de la Virgen sufre un accidente desprendiéndose el palio sobre la imagen, que no sufre daños, pudiendo continuar la Estación de Penitencia sin palio ni corona. Entre 1946 y 1949 el Hermano Mayor, González Rodríguez, compagina este cargo con el de Presidente la Federación de Cofradías. En el año 1950 se comienza a realizar el característico juego de jarras, inspiradas en las de la custodia procesional del Corpus Christi de la Catedral de Granada. Ese mismo año es nombrado vestidor de la Virgen D. Antonio Ruiz Castillo, labor que desempeñará durante cuarenta años, y la Virgen será la primera dolorosa granadina en vestirse a la usanza hebrea. En 1951 estrena manto de terciopelo granate bordado en hilo de oro por Dña. Isabel Garcés y el palio actual, también de cajón, bordado al repostero en oro y sedas sobre damasco celeste por las R.R. M.M. Agustinas del Convento de Santo Tomás de Villanueva del Albayzín según diseño del pintor Rafael Latorre Viedma, Mayordomo Honorario de la corporación. En 1952 toma posesión como Párroco de San Pedro y Consiliario D. Ezequiel Valverde González. El 12 de abril de 1953, S.S. el Papa Pio XII es nombrado Hermano Mayor Honorario, cargo aceptado mediante documento firmado por el entonces Secretario de Estado, Cardenal Montini, futuro Pablo VI el 18 de agosto de aquel año. En virtud a este nombramiento la Cofradía ostenta el título de Pontificia. 

En 1954, reciben el título de Hermano Mayor Honorario el Excelentísimo Ayuntamiento de la Ciudad de Granada y el Director de la Banda de Música Municipal, encargada durante varias décadas de acompañar los pasos de la cofradía en su Estación de Penitencia, D. José Faus Rodríguez. El Maestro Faus compuso en 1956 la marcha procesional “Virgen de las Maravillas”, primera composición musical dedicada a nuestros titulares. Ese año el paso de palio será el primero de Granada en adornarse con flores de cera. En 1958, el coste total de la estación de Penitencia de la Cofradía fue de 25.627 pesetas, de las que 3.750 fueron dedicadas a pagar a los 75 costaleros asalariados que portaban los pasos, 35 en el de Cristo y 40 en el de la Virgen. 5.050 para el montaje de los pasos y flor y 12.134 en cera. La Banda Municipal de Granada que acompañaba al paso de la Virgen cobraba 1.500 pesetas.

       

 Anterior             Volver a Historia            Siguiente
 
Regreso al contenido | Regreso al menu principal